La aplicación para Primeros Respondedores en rescate inclusivo, única en Latinoamérica es un apoyo para las entidades de emergencia, que contiene recomendaciones, videos en lengua de señas y apoyos para una mejor atención.

En Chile, más de 2 millones 800 mil personas viven con algún grado de discapacidad. La importancia de esta cifra, llevó al trabajo en conjunto de Bomberos de Chile y Senadis, quienes a través del programa Fortalecimiento de la Red de Rehabilitación con Base Comunitaria, financió un proyecto que consta en capacitación estandarizada a Bomberos de Chile y otras entidades de catástrofes y emergencias, en la correcta respuesta de situaciones donde estén involucradas personas con discapacidad, y que se ven afectadas en el requerimiento de búsqueda, rescate y salvamento.

En la ocasión, Bomberos presentó una simulación de rescate vehicular con perspectiva de inclusión, donde una persona sorda fue atendida por una bombera capacitada en lengua de señas y con apoyo de la aplicación.

Las aplicaciones permitirán que los propios respondedores de la emergencia, fortalezcan los tiempos de respuesta y la cobertura de atención respecto de personas con discapacidad afectadas en accidentes o catástrofes.

“Durante el último tiempo hemos realizado un trabajo conjunto con Bomberos a través de la capacitación en lengua de señas a voluntarios de la institución y miembros de otros equipos de emergencia para que, cuando sea necesario, puedan socorrer de mejor forma a las personas sordas que se vean involucradas en distintas situaciones. A esto sumamos el lanzamiento de dos aplicaciones, una para que puedan solicitar ayuda directamente al 132 vía teléfono inteligente y otra enfocada en la comunidad en general y primeros respondedores que sirve como apoyo para los equipos, pues contiene recomendaciones y herramientas como el señabulario para dar instrucciones en medio del rescate a personas con discapacidad auditiva”, dijo la subsecretaria de Servicios Sociales, Andrea Balladares.

Entre los recursos obtenidos de este fondo, se encuentra una aplicación móvil para Primeros Respondedores en rescate inclusivo, que permite entregar apoyo a Bomberos, Carabineros, SAMU, Policía de Investigaciones, ONG, miembros de la comunidad, entre otros.

Patricio Riquelme, director de la Academia Nacional de Bomberos, explicó, “es importante señalar que el lanzamiento de estas dos aplicaciones marca un antes y un después para Bomberos de Chile. Antes de su existencia, no teníamos las herramientas para enfrentar emergencias donde nos encontráramos con personas sordas, donde hay que tener un tratamiento distinto. Sin embargo, hoy con estas dos aplicaciones podemos dar una respuesta oportuna, eficaz y eficiente. Hacemos un llamado a que la comunidad sorda pueda descargar la aplicación, y también a los bomberos, Carabineros y Samu; que les va a permitir enfrentar de mejor manera este tipo de emergencias”.

Por su parte, el director nacional de Senadis, Francisco Subercaseaux, agregó que “dentro de las acciones impulsadas por este convenio valoramos profundamente la incorporación del rescate inclusivo, el curso de lengua de señas y las aplicaciones destinadas a los primeros respondedoras y personas sordas, que beneficiarán a las personas con discapacidad de nuestro país, que, de acuerdo al segundo Estudio Nacional de la Discapacidad, corresponde al 16,7% de la población”.

La aplicación entrega recomendaciones y herramientas como el señabulario en lengua de señas chilena, apoyos para la atención de personas con discapacidad en situación de emergencia o evacuación, recomendaciones para actuar en casos de emergencia, con personas con discapacidad física, visual, auditiva, psíquica e intelectual y trastorno del espectro autista.

El secretario nacional de Bomberos de Chile, Alejandro Artigas, indicó que “el desafío a contar de ahora es gigante, tenemos que hacer que toda la comunidad pueda cooperar también con estas aplicaciones y que Bomberos de Chile se capacite también, en esto que es prácticamente una especialidad. Tenemos el desafío además de capacitar a todas las centrales de alarmas de Bomberos de Chile”, concluyó.

Esta también incluye el señabulario con 57 videos en lengua de señas chilena que les permitirán dar instrucciones en caso de emergencia a personas sordas, así como apoyar en la divulgación de la lengua de señas chilena. Además, incorpora un recurso para la evaluación de dolor por parte de las personas que requieren ayuda.

Para descargar puedes ingresar a la APP Store o Google Play

El monto total entregado por la institución estatal fue de $35.140.000 y permitió hacer un curso de señas con perspectiva de emergencia, impartido por la Fundación Sordos Chilenos y que duró cinco meses. Gracias a ello 22 personas de Bomberos, Carabineros, ONEMI, a nivel nacional, se certificaron con el nivel A1.

El director nacional de Senadis, agregó “tenemos la confianza que, con este trabajo impulsado con Bomberos de Chile, cada día se irán sumando más cuarteles de nuestro país que cuenten con las herramientas para entregar una respuesta oportuna a las personas con discapacidad”.

Por otro lado, se creó un comité asesor de expertos para la creación del curso estandarizado, que se compone por siete bomberos calificados en atención de diversas capacidades, quienes están trabajando en el contenido teórico de un manual para la implementación en las diversas instituciones de emergencia. Este, elaborado por Senadis y la Academia Nacional de Bomberos de Chile, aborda la atención diferenciada a personas con discapacidad física, psíquica o intelectual, visual, auditiva y trastorno del espectro autista.

Para exclusivo uso de la comunidad sorda, se creó una segunda aplicación para activar el servicio de emergencias de Bomberos de Chile con el que podrán solicitar la ayuda de Bomberos en caso de emergencias. En ella se puede encontrar diversos ítems de emergencia, para que la alarma vaya directo a la central de alarma y acudir a la urgencia señalada.

Por último, y no menos importante, se creó una adición de clave radial a codificación nacional, que permitirá entregar una respuesta con mayor especificidad, obtener datos cuantitativos que puedan ser método de estudio de nuevos requerimientos en beneficio de la mejora continua y el trabajo colaborativo con otras instituciones.

Fuente: El Mostrador

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Noticias relacionadas

Transformación Digital

CIBERSEGURIDAD EN TIEMPO REAL

Los beneficios de una ciberseguridad adaptativa se asocian a que es un proceso continuo y evoluciona en base a las amenazas; reduce el área de

Ver más »